Historia del Café

Hoy en día, el café le pisa los talones al petróleo como la segunda mercancía más comercializada a nivel mundial. Cada año se consumen alrededor de 400 mil millones de tazas de café. Además, son cerca de 125 millones las personas que trabajan cultivando el café, y se alcanzan a producir 100 millones de bolsas de café cada año.

La primera tienda de café de la que se tiene registro nació en la ciudad de París en el año 1672. Sin embargo, tuvo que pasar mucho tiempo y una incontable cantidad de acontecimientos y casualidades desde que se descubrió esta infusión hasta llegar a comercializarla como bebida en una tienda.

Si bien las teorías sobre el origen y la historia del café son muchas y muy variada, todas ellas comparten un elemento en común: ubican a Etiopía como el país de origen del café, en el continente africano.

La versión más popular sobre el origen del café cuenta la leyenda de un pastor llamado Kaldi que observó el efecto que una planta de frutos rojizos provocaba en su rebaño de ovejas. El pastor constató asombrado que las ovejas se volvían más activas y tenían más energía cuando consumían esta planta. Por supuesto, esta mencionada planta era lo que hoy conocemos como cafeto o planta de café.

Al ver el poder energético de estos frutos, el pastor decidió recoger algunos y llevarlos a un monasterio, donde los monjes lo probaron. Sin embargo, el sabor amargo les resultó tan desagradable que optaron tirar los granos restantes a las brasas para que se quemaran. Entonces ocurrió la magia: el atractivo olor de los granos de café quemados les dio la idea de preparar una infusión con ellos. Así es como se llegó a la primera bebida de café similar a la que conocemos hoy. Sin embargo, esta historia sobre el origen y la historia del café puede no ser cierta. Se cree que las tribus africanas eran consumidores de café desde la Antigüedad.

A su vez, los historiadores señalan al origen del café en los primeros cafetos en las montañas de Etiopía, desde donde pasaron a Yemen. Esta teoría, más verídica que la creativa anécdota del pastor Kaldi, explica que los esclavos eran transportados desde Sudán a Yemen a través del puerto de Moca. Estos esclavos comían de los frutos del café y podrían encontrarse allí los inicios de su expansión.

Moca, además de ser hoy el nombre de un tipo de café, era también el puerto principal de la ruta marítima a la Meca. La Meca era el lugar más visitado del mundo en aquel entonces, lo que explica también la expansión del consumo de café.

Fuente: Cafemalist

Nuestros Productos

Café Diamante Regular
$2.68

Valorado en 0 de 5
Café D. Selecto en Grano
$5.99

Valorado en 0 de 5
Maifé Bebida de Maíz
$1.55

Valorado en 0 de 5
Café Diamante en Grano
$6.21

Valorado en 0 de 5